PACIENCIA

30_03_05_flor.gifPacientemente esperé a Jehová, y se inclinó a mí y oyó mi clamor… Salmos 40.1
??Por qué te abates, alma mía, y por qué te turbas dentro de mí? Espera en Dios, porque aún he de alabarlo, salvación mía y Dios mío! Salmo 42.11
Sin embargo, cuando yo esperaba el bien, entonces vino el mal; cuando esperaba la luz, vino la oscuridad. Job 30.26
Esperé yo en Jehová; esperó mi alma, en su palabra he esperado. Salmos 130.5
Nunca nadie oyó, nunca oídos percibieron ni ojo vio un Dios fuera de ti, que hiciera algo por aquel que en él espera. Isaías 64.4
??Has desechado del todo a Judá? ??Ha aborrecido tu alma a Sión? ??Por qué hiciste que nos hirieran sin remedio? Esperamos paz, pero no hubo tal bien; tiempo de curación, y he aquí turbación. Jeremías 14.19
Bueno es esperar en silencio la salvación de Jehová. Lamentaciones 3.26
Nosotros, por el Espíritu, aguardamos por fe la esperanza de la justicia… Gálatas 5.5
Y no solo esto, sino que también nos gloriamos en las tribulaciones, sabiendo que la tribulación produce paciencia; y la paciencia, prueba; y la prueba, esperanza… Romanos 5.3-4
Y habiendo esperado con paciencia, alcanzó la promesa. Hebreos 6.15
Por tanto, hermanos, tened paciencia hasta la venida del Señor. Mirad cómo el labrador espera el precioso fruto de la tierra, aguardando con paciencia hasta que reciba la lluvia temprana y la tardía. Tened también vosotros paciencia y afirmad vuestros corazones, porque la venida del Señor se acerca. Santiago 5.7

Letty y Chelle

Anúncios

SALMOS 1: LOS JUSTOS Y LOS MALOS

072.gif1. Bienaventurado el varón que no anduvo en consejo de malos, ni estuvo en camino de pecadores, ni en silla de escarnecedores se ha sentado,
2. sino que en la ley de Jehová está su delicia y en su Ley medita de día y de noche.
3. Será como árbol plantado junto a corrientes de aguas, que da su fruto en su tiempo y su hoja no cae, y todo lo que hace prosperará.
4. No así los malos, que son como el tamo que arrebata el viento.
5. Por tanto, no se levantarán los malos en el juicio ni los pecadores en la congregación de los justos,
6. porque Jehová conoce el camino de los justos, mas la senda de los malos perecerá.

Letty y Chelle

barra148.gif

TENTACIÓN

060.gifVelad y orad para que no entréis en tentación; el espíritu a la verdad está dispuesto, pero la carne es débil. SanMateo 26.41

Cuando llegó a aquel lugar, les dijo: -Orad para que no entréis en tentación. Se apartó de ellos a distancia como de un tiro de piedra, y puesto de rodillas oró, diciendo: “Padre, si quieres, pasa de mí esta copa; pero no se haga mi voluntad, sino la tuya”. Entonces se le apareció un ángel del cielo para fortalecerlo. Lleno de angustia oraba más intensamente, y era su sudor como grandes gotas de sangre que caían hasta la tierra. Cuando se levantó de la oración y fue a sus discípulos, los halló durmiendo a causa de la tristeza; y les dijo: -??Por qué dormís? Levantaos y orad para que no entréis en tentación. SanLucas 22.40-46

No os ha sobrevenido ninguna prueba que no sea humana; pero fiel es Dios, que no os dejará ser probados más de lo que podéis resistir, sino que dará también juntamente con la prueba la salida, para que podáis soportarla. I Corintios 10.13

Pero cuantas cosas eran para mí ganancia, las he estimado como pérdida por amor de Cristo. Y ciertamente, aun estimo todas las cosas como pérdida por la excelencia del conocimiento de Cristo Jesús, mi Señor. Por amor a él lo he perdido todo y lo tengo por basura, para ganar a Cristo… Filipenses 3.7-8

La gracia de Dios se ha manifestado para salvación a toda la humanidad, y nos enseña que, renunciando a la impiedad y a los deseos mundanos, vivamos en este siglo sobria, justa y piadosamente, mientras aguardamos la esperanza bienaventurada y la manifestación gloriosa de nuestro gran Dios y Salvador Jesucristo. Tito 2.11-13

Pues en cuanto él mismo padeció siendo tentado, es poderoso para socorrer a los que son tentados. Hebreos 2.18

Cuando alguno es tentado no diga que es tentado de parte de Dios, porque Dios no puede ser tentado por el mal ni él tienta a nadie; sino que cada uno es tentado, cuando de su propia pasión es atraído y seducido. Santiago 1.13-14

Someteos, pues, a Dios; resistid al diablo, y huirá de vosotros. Acercaos a Dios, y él se acercará a vosotros. Pecadores, limpiad las manos; y vosotros los de doble ánimo, purificad vuestros corazones. Santiago 4.7-8

Por lo cual, hermanos, tanto más procurad hacer firme vuestra vocación y elección, porque haciendo estas cosas, jamás caeréis. De esta manera os será otorgada amplia y generosa entrada en el reino eterno de nuestro Señor y Salvador Jesucristo. 2 Pedro 1.10-11

El Señor sabe librar de tentación a los piadosos, y reservar a los injustos para ser castigados en el día del juicio… 2 Pedro 2.9

A aquel que es poderoso para guardaros sin caída y presentaros sin mancha delante de su gloria con gran alegría, al único y sabio Dios, nuestro Salvador, sea gloria y majestad, imperio y poder, ahora y por todos los siglos. Amén. SanJudas 1.24-25

Por cuanto has guardado la palabra de mi paciencia, yo también te guardaré de la hora de la prueba que ha de venir sobre el mundo entero para probar a los que habitan sobre la tierra. Vengo pronto; retén lo que tienes, para que ninguno tome tu corona. Apocalipsis 3.10-11

Letty y Chelle

barra5.gif

LA CRUZ Y JESÚS

cruz-copia.jpg 

Cruz: instrumento de tortura y muerte

Jesucristo: Dios hecho ser humano

De tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree no se pierda, sino que tenga vida eterna. (SanJuan 3:16), eso és una promesa de Dios Vivo. Jesús és la salvación, el Dios que se hizo carne (SanJuan 1:14), sabemos que todo aquel que ha nacido de Dios no practica el pecado, antes, el Señor lo guarda y el malo no lo toca (I Juan 5.18).

“Sabemos que somos de Dios, y el mundo entero está bajo el maligno” (I Juan 5:19)

“Esta es la confianza que tenemos en él, que si pedimos alguna cosa conforme a su voluntad, él nos oye.” (I Juan 5.14)

No améis el mundo, ni las cosas que hay en el mundo, si alguien amar el mundo, el amor del Padre no está en el. Vivimos en el mundo, pero nuestro amor tiene que estar en Dios, nuestro Padre. El Señor és eterno, el mundo, pero, és pasajero, hay dolor, padecimiento, pasiones, codicia, envidia, odio, crueldad…

Nosotros tenemos la promesa de la vida eterna, vida em Jesucristo, donde no hay lugar para dolor, ni padecimiento. No mires para este mundo, pero mires para lo alto, és de allá que viene nuestro pronto auxilio en las tribulaciones (Salmo 46.1), dificultad, problemas de la vida.

¡Jesús está sentado en el trono de poder y gloria, El reina por todo lo siempre!

Pedid, y se os dará; buscad, y hallaréis; llamad, y se os abrirá, porque todo aquel que pide, recibe; y el que busca, halla; y al que llama, se le abrirá. SanMateo 7.7-8

Letty y Chelle

barra212.gif

SÚPLICA POR LIBERTAD

ameaosenhor_gifsprajesus.gif 

SALMOS 143
1. Jehová, oye mi oración, escucha mis ruegos. Respóndeme por tu verdad, por tu justicia!
2. No entres en juicio con tu siervo, porque no se justificará delante de ti ningún ser humano.
3. El enemigo ha perseguido mi alma, ha postrado en tierra mi vida, me ha hecho habitar en tinieblas como los que han muerto.
4. Mi espíritu se angustió dentro de mí; está desolado mi corazón.
5. Me acordé de los días antiguos; meditaba en todas tus obras; reflexionaba en las obras de tus manos.
6. Extendí mis manos hacia ti, mi alma te anhela como la tierra sedienta. Selah
7. Respóndeme pronto, Jehová, porque desmaya mi espíritu; no escondas de mí tu rostro, no venga yo a ser semejante a los que descienden a la sepultura.
8. Hazme oir por la mañana tu misericordia, porque en ti he confiado. Hazme saber el camino por donde ande, porque hacia ti he elevado mi alma.
9. Líbrame de mis enemigos, Jehová; en ti me refugio.
10. Enséñame a hacer tu voluntad, porque tú eres mi Dios; tu buen espíritu me guíe a tierra de rectitud.
11. Por tu nombre, Jehová, me vivificarás; por tu justicia sacarás mi alma de la angustia.
12. Por tu misericordia disiparás a mis enemigos y destruirás a todos los adversarios de mi alma, porque yo soy tu siervo.

Letty y Chelle

barra075.gif

DIOS, EL GUARDA DE LOS HOMBRES

pordosol8.jpg

 SALMOS 121
1. Alzaré mis ojos a los montes. ??De dónde vendrá mi socorro? 
2. Mi socorro viene de Jehová, que hizo los cielos y la tierra. 
3. No dará tu pie al resbaladero ni se dormirá el que te guarda. 
4. Por cierto, no se adormecerá ni dormirá el que guarda a Israel. 
5. Jehová es tu guardador, Jehová es tu sombra a tu mano derecha. 
6. El sol no te fatigará de día ni la luna de noche. 
7. Jehová te guardará de todo mal, él guardará tu alma. 
8. Jehová guardará tu salida y tu entrada desde ahora y para siempre.

Letty y Chelle

021.gif

AFLICCIÓN

02_06_05_lagrimas_celia.gif

 Y añadió: -Yo soy el Dios de tu padre, el Dios de Abraham, el Dios de Isaac y el Dios de Jacob. Entonces Moisés cubrió su rostro, porque tuvo miedo de mirar a Dios. Éxodo 3.6
Porque la aflicción no sale del polvo ni la fatiga brota de la tierra. Job 5.6
Mira mi aflicción y mi trabajo y perdona todos mis pecados. Salmos 25.18
Muchas son las aflicciones del justo, pero de todas ellas lo librará Jehová. Salmos 34.19
Acuérdate, Jehová, de David y de toda su aflicción. Salmos 132.1
Estas cosas os he hablado para que en mí tengáis paz. En el mundo tendréis aflicción, pero confiad, yo he vencido al mundo. SanJuan 16.33
Ciertamente he visto la aflicción de mi pueblo que está en Egipto, he oído su gemido y he descendido para librarlos. Ahora, pues, ven, te enviaré a Egipto. Hechos 7.34
Tengo por cierto que las aflicciones del tiempo presente no son comparables con la gloria venidera que en nosotros ha de manifestarse… Romanos 8.18
Por tanto, no te avergüences de dar testimonio de nuestro Señor, ni de mí, preso suyo, sino participa de las aflicciones por el evangelio según el poder de Dios. 2 Timoteo 1.8
Pero tú sé sobrio en todo, soporta las aflicciones, haz obra de evangelista, cumple tu ministerio. 2 Timoteo 4.5
Convenía a aquel por cuya causa existen todas las cosas y por quien todas las cosas subsisten que, habiendo de llevar muchos hijos a la gloria, perfeccionara por medio de las aflicciones al autor de la salvación de ellos, porque el que santifica y los que son santificados, de uno son todos; por lo cual no se avergüenza de llamarlos hermanos… Hebreos 2.10-11
Hermanos míos, tomad como ejemplo de aflicción y de paciencia a los profetas que hablaron en nombre del Señor. Santiago 5.10
Al contrario, gozaos por cuanto sois participantes de los padecimientos de Cristo, para que también en la revelación de su gloria os gocéis con gran alegría. 1 Pedro 4.13
Resistidlo firmes en la fe, sabiendo que los mismos padecimientos se van cumpliendo en vuestros hermanos en todo el mundo. 1 Pedro 5.9

Letty y Chelle

030.gif

Amor de Dios

7_amo_jesus_gifsprajesus.gif…sino porque Jehová os amó y quiso guardar el juramento que hizo a vuestros padres; por eso os ha sacado Jehová con mano poderosa, y os ha rescatado de la servidumbre, de manos del faraón, rey de Egipto. Deuteronomio 7.8
Pero no quiso Jehová, tu Dios, oir a Balaam; y Jehová, tu Dios, cambió la maldición en bendición, porque Jehová, tu Dios, te amaba. Deuteronomio 23.5
Jehová abre los ojos a los ciegos; Jehová levanta a los caídos; Jehová ama a los justos. Salmos 146.8
Porque a mis ojos eres de gran estima, eres honorable y yo te he amado; daré, pues, hombres a cambio de ti y naciones a cambio de tu vida. Isaías 43.4
??Se olvidará la mujer de lo que dio a luz, para dejar de compadecerse del hijo de su vientre? Aunque ella lo olvide, yo nunca me olvidaré de ti! Isaías 49.15
Jehová se me manifestó hace ya mucho tiempo, diciendo: “Con amor eterno te he amado; por eso, te prolongué mi misericordia.” Jeremías 31.3
Con cuerdas humanas los atraje, con cuerdas de amor; fui para ellos como los que alzan el yugo de sobre su cerviz, y puse delante de ellos la comida. Oseas 11.4
Yo los sanaré de su rebelión, los amaré de pura gracia, porque mi ira se apartó de ellos. Oseas 14.4
De tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree no se pierda, sino que tenga vida eterna. SanJuan 3.16
…pues el Padre mismo os ama, porque vosotros me habéis amado y habéis creído que yo salí de Dios. SanJuan 16.27
…y la esperanza no nos defrauda, porque el amor de Dios ha sido derramado en nuestros corazones por el Espíritu Santo que nos fue dado. Cristo, cuando aún éramos débiles, a su tiempo murió por los impíos. Ciertamente, apenas morirá alguno por un justo; con todo, pudiera ser que alguien tuviera el valor de morir por el bueno. Pero Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros. Romanos 5.5-8
Por lo cual estoy seguro de que ni la muerte ni la vida, ni ángeles ni principados ni potestades, ni lo presente ni lo por venir, ni lo alto ni lo profundo, ni ninguna otra cosa creada nos podrá separar del amor de Dios, que es en Cristo Jesús, Señor nuestro. Romanos 8.38-39
Con Cristo estoy juntamente crucificado, y ya no vivo yo, mas vive Cristo en mí; y lo que ahora vivo en la carne, lo vivo en la fe del Hijo de Dios, el cual me amó y se entregó a sí mismo por mí. Gálatas 2.20
…en los cuales anduvisteis en otro tiempo, siguiendo la corriente de este mundo, conforme al príncipe de la potestad del aire, el espíritu que ahora opera en los hijos de desobediencia. Entre ellos vivíamos también todos nosotros en otro tiempo, andando en los deseos de nuestra carne, haciendo la voluntad de la carne y de los pensamientos; y éramos por naturaleza hijos de ira, lo mismo que los demás. Pero Dios, que es rico en misericordia, por su gran amor con que nos amó, aun estando nosotros muertos en pecados, nos dio vida juntamente con Cristo (por gracia sois salvos). Efesios 2.2-5
Maridos, amad a vuestras mujeres, así como Cristo amó a la iglesia y se entregó a sí mismo por ella… Efesios 5.25
Y el mismo Jesucristo Señor nuestro, y Dios nuestro Padre, el cual nos amó y nos dio consolación eterna y buena esperanza por gracia, conforte vuestros corazones y os confirme en toda buena palabra y obra. 2 Ts 2.8
Mirad cuál amor nos ha dado el Padre, para que seamos llamados hijos de Dios; por esto el mundo no nos conoce, porque no lo conoció a él. 1 Juan 3.1
El que no ama no ha conocido a Dios, porque Dios es amor. En esto se mostró el amor de Dios para con nosotros: en que Dios envió a su Hijo unigénito al mundo para que vivamos por él. En esto consiste el amor: no en que nosotros hayamos amado a Dios, sino en que él nos amó a nosotros y envió a su Hijo en propiciación por nuestros pecados. Amados, si Dios así nos ha amado, también debemos amarnos unos a otros. Nadie ha visto jamás a Dios. Si nos amamos unos a otros, Dios permanece en nosotros y su amor se ha perfeccionado en nosotros. En esto conocemos que permanecemos en él y él en nosotros, en que nos ha dado de su Espíritu. Y nosotros hemos visto y testificamos que el Padre ha enviado al Hijo, el Salvador del mundo. Todo aquel que confiese que Jesús es el Hijo de Dios, Dios permanece en él y él en Dios. Y nosotros hemos conocido y creído el amor que Dios tiene para con nosotros. Dios es amor, y el que permanece en amor permanece en Dios y Dios en él. En esto se ha perfeccionado el amor en nosotros, para que tengamos confianza en el día del juicio, pues como él es, así somos nosotros en este mundo. En el amor no hay temor, sino que el perfecto amor echa fuera el temor, porque el temor lleva en sí castigo. De donde el que teme, no ha sido perfeccionado en el amor. Nosotros lo amamos a él porque él nos amó primero. 1 Juan 4.8-19

Letty y Chelle